Pase el cursor sobre los números para aprender sobre los pasos simples que puede tomar para aumentar drásticamente las probabilidades de que su casa sobreviva un incendio forestal.
1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
Quite las plantas, el césped y las malezas muertos.
Quite las hojas y las agujas de pino muertas o secas que se encuentren en el jardín, el techo y las canaletas de desagüe.
Pode regularmente los árboles para que las ramas estén a una distancia mínima de 10 pies (3 metros) de otros árboles.
Quite las ramas muertas que cuelgan sobre el techo. Mantenga las ramas a una distancia de 10 pies (3 metros) de la chimenea.
Ubique las pilas de leña fuera de la Zona 1, salvo que estén totalmente cubiertas por un material resistente al fuego.
Quite o pode las plantas y arbustos inflammables que se encuentren cerca de las ventanas.
Quite la vegetación y los objetos que podrían incendiarse de alrededor y debajo de los entarimados.
Cree una separación entre los árboles, los arbustos y los artículos que podrían incendiarse, como el mobiliario del patio, los juegos de hamacas, etc.
Corte el césped anual a una altura no mayor de 4 pulgadas (10 centímetros).
Cree espacios horizontales entre los arbustos y los árboles. (vea el diagrama)
Cree espacios verticales entre el césped, los arbustos y los árboles. (vea el diagrama)
Quite las hojas, agujas de pino, corteza, piñas de pino y ramas pequeñas que se hayan caído. Es posible que puedan estar permitidos hasta una altura de 4 pulgadas (10 centímetros) si el control de la erosión es un problema.
Corte el césped antes de las 10 de la mañana, pero no lo haga si hay mucho viento o un clima muy seco.
Proteja la calidad del agua. No despeje la vegetación que se encuentre cerca de las vías fluviales dejando el suelo expuesto. La remoción de la vegetación puede ocasionar la erosión del suelo, especialmente en las pendientes empinadas.